QUE ES LA CETOSIS Y CÓMO PRODUCIR ESTE CAMBIO METABÓLICO

 

La entrada en cetosis, es la forma coloquial de decir cómo se produce en nuestro cuerpo el cambio de obtención de energía, de hidratos de carbono como fuente principal, a la obtención de la energía, fundamentalmente de las grasas.

 La dieta cetogénica puede estar indicada en tratamientos para la pérdida de peso, como en tratamientos que no necesitan de pérdida de peso, si no tratar una enfermedad (tratamiento para los ataques epilépticos).

 

La “cetosis» o  producción de cuerpos cetónicos en una cantidad determinada, para alcanzar los beneficios metabólicos. Es el resultado de la quema de ”grasas” con el fin de obtener energía. Se produce cuando retiramos los hidratos de carbono de absorción rápida (patata, pasta, arroz, harinas, azúcar, bollería, pan, mermeladas, frutas, legumbres)solo tomando los hidratos de carbono de absorción lenta ( verduras y hortalizas), a partir de este momento nuestro cuerpo empieza a consumir el azúcar almacenado en los músculos (glucógeno + agua) y también disminuyendo el azúcar circulante en la sangre. Este proceso dura aproximadamente  48-72 horas, aunque la velocidad con la que se produce depende de nuestra masa muscular, edad, sexo, hormonas, ingesta de líquidos y medicación o patologías preexistentes,  por lo que el tiempo hasta la “entrada en cetosis” es diferente y deberá observarse cada caso de forma individual.

Para que pueda producirse la “entrada en  cetosis” lo primero es reducir los hidratos de carbono a la cantidad mínima entre 30 y 50 gramos absorbibles  al día, en forma de verduras que nos aportarán fibra, vitaminas y minerales, lo que nos ayudará a controlar nuestra glucosa sanguínea, como la mal llamada “gripe keto”, la cual no es más que una mala gestión de este proceso. 

También para controlar este proceso correctamente necesitamos tomar la suficiente cantidad de proteína necesaria para para el mantenimiento de nuestra masa muscular y una multitud de procesos más. Aunque a esta dieta le llaman también dieta hiperproteica, en realidad no lo es, ya que lo que se busca es reponer las pérdidas y los requerimientos extra, dando un aporte individual entre 0,8 y 1,2 gramos de proteína por kg de peso ideal y día

La proteína que se puede utilizar para la realización de la dieta, puede ser animal, vegetal y productos proteicos especialmente diseñados para este tratamiento.  Los alimentos naturales que utilizaremos para el aporte de proteínas serán principalmente carne blanca y roja, pescados blancos y azules, huevos, suplementos proteicos, marisco,  semillas y algún fruto seco o legumbre, pero en menor cantidad ya que también contienen hidratos de carbono y su absorción es peor que la proteína animal. Cuando el tratamiento de dieta cetogénica necesita un mayor control de los nutrientes podemos utilizar productos de proteína hidrolizada, que es la de mayor calidad, por su digestión y absorción para evitar efectos adversos de la dieta.

Como hemos dicho ya, la dieta cetogénica se caracteriza por la combustión de las grasas tanto las grasas internas de nuestro organismo como las que ingerimos por la dieta. Las grasas aunque han sido maltratadas en la nutrición durante mucho tiempo,  en realidad son muy necesarias para nuestro organismo, (las grasas forman parte de la pared celular, de todas las células del cuerpo humano)   funcionan como parte de hormonas, como almacén de energía o como transportadoras de información. En la dieta cetogénica las grasas provienen de los alimentos proteicos, del aceite de oliva virgen y de los suplementos de Omega 3. Con la toma de los alimentos proteicos debemos tener muy en cuenta que el tipo de alimentos como la cantidad y frecuencia, ya que si no hay un equilibrio, aumentaremos demasiado las grasas saturadas y tendremos déficit en cuanto a los ácidos grasos esenciales si no suplementamos la dieta. La cantidad no debería  superar el 35% de nuestro aporte energético total.

Para que la cetosis sea efectiva debemos mantener un rango entre 1,5 y 3 mmol/L de cuerpos cetónicos en sangre. Por encima de estos niveles puede ser debido a una falta de hidratos de carbono o a la deshidratación, lo que puede hacer que el cuerpo genere glucosa a partir de otras sustancias(gluconeogénesis) disminuyendo la producción de cuerpos cetónicos y con ello, se impide la pérdida de peso de forma efectiva.  La gluconeogénesis es en realidad un mecanismo de defensa para que no eleven los cuerpos cetónicos a niveles tóxicos.

En niveles inferiores a 1,5 mmol/L en sangre, la disminución de la grasa corporal no es muy efectiva por lo que será una pérdida de peso más lenta

Si queremos mantener el estado de “cetosis” y la disminución de grasa corporal, debemos tener muy en cuenta la cantidad de hidratos de carbono, individualizando las necesidades, ya que por un exceso o por defecto se altera el proceso y su efectividad.

También es muy importante mantener un adecuado aporte de agua, porque el estado de cetosis aumenta la eliminación de líquidos y  si no tomamos la suficiente cantidad de agua, el sistema se rompe por la gluconeogénesis que hemos dicho antes. En relación con la eliminación de los cuerpos cetónicos a parte de la toma suficiente de agua, debemos tener en cuenta los minerales (Na, K, Ca, Mg…) que deberemos suplementar para evitar carencias y los efectos no deseados  que suponen.

La entrada en cetosis es el paso inicial del tratamiento y el más importante para que tengamos éxito en nuestro objetivo, pero también es necesario que estemos acompañados por un profesional con experiencia  ya que podemos comprometer nuestra salud  y los resultados al no hacerlo correctamente.

Tags:
0 Comentarios

Contesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

Contacto | Colaboraciones | Test rápidoDieta cetogénica | Recetas | Blog

©2022 DPO - Conecta con tu lado más auténtico y déjalo que fluya.

PUEDES PREGUNTARNOS

Si tienes dudas utiliza este formulario para hacérnosla llegar. Respondemos rápido ;)

Enviando
o

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario a través de su navegación. Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Política de cookies

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar